lunes, 14 de diciembre de 2015

El final es el comienzo de lo que queda por venir.


Creo ciertamente que el mundo se mueve por las pasiones, todo crece a su alrededor y el universo gira mientras raíces de emoción se enzarzan sujetando cada vida humana, a cada uno de nosotros.

Si hablo de pasiones, antes tendré que definirlas. La pasión es una emoción intensa que engloba el entusiasmo o deseo por algo. 

¿Alguna vez os ha pasado que alguien os hable con tanta energía que, aunque nunca te haya interesado el tema, sea la mejor de las conversaciones? Y es cuando te tirarías horas escuchando a esa persona, que al hablar contagia su pasión en ti, y entonces, sonríes.

Nerea, persona llena de pasiones, persona con ángel, con duende, con magia. Donde siempre que busqué refugio lo encontré, a través de su voz, y donde siempre el camino desembocaba en agua mansa y buen paisaje. Compañera de grupo, después amiga, después familia, ahora casa, ahora hogar. Mi casa la hacen personas grandes, fuertes, cimientos de hormigón con corazón.

Nerea, ejemplo para todos, pues al acercarse a ti se puede notar la fuerza que te trajo aquí hoy, y el empeño, y el hacer posible lo imposible, y lo improbable, realidad. Y yo que he tenido el honor de vivir junto a ti tu último año, aprender de cada palabra, acto y error, siempre formarás parte de mi y de todo esto.

Sé que siempre estarás como has estado, pues yo estaré como nunca estuve. Espero que seas infinita, que seas manantial de agua fresca, que sigas siendo tú; que sigas siendo tú conmigo.

jueves, 3 de diciembre de 2015

Y retroceder.



Tengo tantas ganas de poder retroceder en el tiempo... pero eso no serviría de nada contando con que la muerte es algo que te llevó y no preguntó. Y preguntar podría al menos, aunque no sé si eso saciaría la pena que nos dio el perderte. 

Elegiste un camino, pues el agotamiento es malo en cuanto a lucha se refiere. Elegir es lo que hacemos constantemente.

No elegiste morirte per sé, tan solo elegiste dejarte llevar por el camino hacia un cielo donde están los que más te quieren y también se fueron, o eso quiero pensar. 
Podrías haber elegido otra cosa; quedarte, pero a causa de más sufrimiento y a cambio de una vida que no te merecías. Entonces creo que está claro, elegiste bien.

Las letras son cosas que nunca leerás.
No volveré a verte.
No estarás los Domingos.
Ni siquiera podré pensar que esto tendrá algún tipo de repercusión en el mundo. 

Yo también estoy entre dos caminos. De momento me atropellan constantemente hasta que elija. Podría guiarme hacia ti quien te llevó, o guiarme hacia la vida quien te disfrutó.

martes, 17 de noviembre de 2015

Un cumpleaños.



No tengo ninguna historia tibetana que contarte, tan solo tengo mi falta de experiencia y unas letras que pulsar.
Me has enseñado tantas cosas que el mundo debería felicitarte a diario, no por los años que cumples, sino por todo lo que eres;

Puerto de barcos perdidos,
luz de rincones sombríos,
respuesta de una pregunta.
Libro favorito que recomiendas,
canción que siempre cantas,
calor que notas entre mantas.
Agua fresca y viento suave...

Te felicito por un año más de tu vida y lo más importante: por hacer que todo lo que te rodea sea mejor. Porque no hace falta viajar para estar en otro sitio. Para mi, estar en otro sitio es como estar contigo.

Gracias por hacer que emplease mi tiempo en preparar esto, en hacer música.




sábado, 24 de octubre de 2015

Amistad


Quiero llenar de letras esta página en blanco. Quiero llenarla de sentimientos y de realidad. Quiero dejar fluir mis dedos para que hablen de amistad.

Considero amigo al que siempre está, al que nunca falla, y si pasa, rectificar no lo hace sabio sino más amigo. Considero amigo al que no pregunta como estás, al que directamente lo sabe, al que no hace falta dar respuestas ni pedir su hombro. Considero amigo al que se mantiene en silencio cuando lo precisas y simplemente disfruta de tenerte así, al lado, aunque no digáis nada. 

Amigo es quien te dice la verdad, quien es sincero, quien te da la mano y no hace falta que te diga un te quiero, demuestra. Quien espera el metro contigo, quien te acompaña a casa, quien ve una película y cuando miras, se está quedando dormido.
Amigo es quien planea, quien te ayuda y que, aún estando lejos, te envuelve y abriga. Quien entra a la casa de tu corazón y no vuelve a salir.

Considero amigo a quien desnuda sus sentimientos y sabe guardar un secreto, considero amigo a quien se deja conocer, conoce, y se queda. El término "amigo" va para quien te haga reír, y pensar, y dudar. Quien te plantee diferentes puntos de vista. Quien te diga que haces mal, o bien. 

Amigo es el que si te caes no te levanta, se tumba en el suelo contigo y te enseña lo bonito que es el cielo. Con quien trasnochas, estudias o te quejas. Quien te escucha y a quien solo pides su presencia. Que esté. Que esté y que siga estando. Para que te haga compañía en la noche, para que le abraces con fuerza si tienes frío. Amigo para despertar a su lado con una carcajada, o dos, o tres. 

Y que te coja de la mano, y que te arrope entre sus brazos. Quien te lleve en su alma porque ahora formas parte de él. Quien te haga latir con fuerza, quien no grite por tus misterios, quien te haga menos cobarde.


                                                                                                         
                                                                                                                                                Por vosotros.

miércoles, 30 de septiembre de 2015

Palabras salvavidas.


El poder de las palabras proviene de aquél que las dice.

Hay gente que destruye con ellas, que es capaz de arrasar con todo; adiós alma, adiós corazón.
Luego te tienes que tirar al suelo durante un largo tiempo para coger todos los pedacitos que puedan quedar, y como un puzzle al que le faltan piezas, recomponerlo a la fuerza y con huecos. Porque la vida sigue y el tiempo pasa.

Después, existen personas que con su palabra salvan vidas. Que pese a no encontrar tu corazón ellas lo hacen latir, que pese a creer no tener alma, ellas te lo hacen sentir. Y es en ese preciso instante cuando no tienes que hacer fuerza para levantarte del suelo, sus palabras te hacen levitar como si de magia se tratara, pero no hay ningún wingardium leviosa

El tiempo y el espacio no da lugar a una comprensión. Simplemente te elevas. Notas que una brizna de aire fresco entra en tu cuerpo, una bocanada de oxígeno te hace respirar; y vuelves. De repente. No tienes que perder tiempo buscando piececitas de tu propio yo esparcidas por el suelo.

Lo mejor del mundo es todo lo que tenga que ver con las palabras; escritas, dichas, demostradas... 
y dependiendo de quien venga o de quien diga, se puede tratar de pura brujería y encantamiento o de puro maleficio y maldición. Que pueden ser como un hechizo que te haga revivir el latir, o un embrujo que caiga sobre ti y con el pesar tendrás que vivir, y con el vivir: tu condena.

viernes, 4 de septiembre de 2015

La competencia del Sol




Camino y divago pensando qué pensar, escuchando el sonido desagradable de los coches pasando y pitando, frenando y acelerando. Ese desagradable ruido del mundo...
Por fin tu voz se convierte en música para mis oídos, 
y me hace sentir más tranquila. Una sensación tan agradable como respirar aire puro, sentirte a salvo, una sensación tan agradable como poder ser tú mismo. Y a la vez que mis palabras se entrecortan por la inseguridad de mi mente y mis ojos bajan la mirada hacia un punto perdido dentro de uno de los mejores sitios del mundo solo por tu compañía, al terminar, solos se levantan a buscar tus pupilas donde encuentro la sabiduría que me genera ese punto de paz.

E inexplicablemente, después, sin estar sigues estando... y mientras estés, sigo pensando que no eres nada comparable con el Sol, ni con las estrellas, ni con la Luna. 
Tu presencia real o ficticia abraza a mi corazón, lo abriga y lo cuida,
y me pierdo entre sensaciones,
y las gracias se me quedan cortas... y siempre lo harán.

Ya no importa. No importa que veas que soy así. No importa qué me pase mañana si tú sigues haciendo competencia al Sol, que da vida a quien quiera que sea, que alumbra rincones y abraza corazones rotos, que da calor a quien tiene frío y le cuida desde donde estés. Ya estoy tranquila, te he conocido.



martes, 25 de agosto de 2015

Fui, soy.


Fui persona que miraba trucos de magia y practicaba, pensando, por mi maldita impaciencia, que me saldrían perfectos a la primera y así podría sorprenderme y decir:
¡Lo has logrado Estela, haces magia!

Fui persona entregada a la competición, mi corazón siempre palpitó con fuerza para "llegar a ser", me estanqué en el intento. La fuerza entró en quiebra y el intento lo embargaron. 

Fui persona necia e ingrata, 
benévola y dependiente,
injusta y vacilante.

La juventud es una enfermedad que se cura con los años, dijo un tipo importante con barba y sombrero. Una dolencia que deja estela y me deshace... pues fui todo eso, y en este momento: nada. Más que de un pedazo de cacho de trozo de carne se siente cada persona, perteneciente al mundo que destruimos cada día, orgullosos y merecedores se ven de vivir aquí, de ser. Y yo... que ya fui muchas cosas, dejo de ver y me pregunto qué soy;

Ojos de mar con sabor a tranquilidad,
labios deshidratados y perdidos,
mapa con carreteras de dolor,
el error de dividir entre cero.

viernes, 7 de agosto de 2015

The owl.


Ausencia de universo entre tanto árbol,
con el descenso de la estrella nace un aire frío
perpetrando un sentimiento de soledad
que aún sin sentirlo, se encuentra.
A veces terreno pedregoso,
otras fango en el camino.
Camino, transito, deambulo.
Resbalo ante cualquier acantilado
y el viento empuja, haciendo desvanecer un cuerpo;
Cae, rueda, solloza.
Un búho despliega sus alas,
osado como siempre,
sabio como ninguno,
mágico como nada.
Dejando una pluma interviene en el alivio: curación.
Cuidadoso redentor,
Poderoso.

domingo, 2 de agosto de 2015

Mala poesía



No puede existir lugar más seguro que tus brazos 
donde el tiempo es efímero,
donde la oscuridad de la noche va conexa a abrazos,
y los abrazos adheridos a escalofríos.
Es ahí donde vuelo sobre el poder de tu razón,
y llego a la locura con el sonido de tu voz.
O con tu silencio.
El viento accede en la madrugada y me hace anhelarte,
roza mi piel, siembra la calma entre tanta insania,
y siento el recio latir de mi corazón.
No hay droga que irradie el recorrido de mi vida,
tan solo tu presencia, o tu risa.
Tus caricias.
Ni siquiera comprimidos recetados,
que me llevan a otros mundos donde sobrevivo sin ti.

lunes, 20 de julio de 2015

Miedo.


Ese jodido sentimiento se apodera de nosotros cada vez que cruzamos esa ralla que escapa los límites de nuestro llamado hogar. El pie te tiembla y te sientes extraño, fuera de ti. Un pie ya es suficiente para sentir el frío que hace fuera, frío al que no acostumbras.
Vuelves a retirar el pie, quieres estar en tu zona de confort porque ahí es donde estás a gusto... dando de comer a tu miedo mientras logra convencerte de que donde estás, es un lugar seguro para tu mente y tu cuerpo.

Parece que tu mente es finita, que comienza en lo que crees que eres y acaba en ese indeseable miedo. Miedo hacia tu propia persona. Miedo a mirarte. Miedo ante espejos y reflejos. Miedo ante palabras verdaderas o ante falsas verdades. Miedo al fracaso y también miedo al éxito. Miedo a caer y miedo a levantarte por si vuelves a herirte; es cierto, es más cómodo quedarse en el suelo.

Sentimiento profundo que te impide hacer cosas y que controla tu mente, dejando de lado lo que somos y mostrando lo que no somos. Falta de oxígeno y sudor frío eminente de un calor extraño producido en el interior de tu ser. Te encuentras vacío. ¿Dónde estás? En la inmensidad de la oscuridad, temblando, llorando, solo. Gritas y nadie te escucha, para ti esa ralla es un muro de hormigón imposible de atravesar.

Los que están fuera gritan, pero no puedes escuchar nada. Los sentidos dejan de ser sentidos. Entonces pasa:
"Cuando el miedo domine tu vida, no tendrás vida, solo miedo."

Te armas de valor. El corazón se te encoje y desaparece... cruzas, saltas, trepas. Estás al otro lado. Todo ha pasado... y de repente notas levemente tus latidos, sigues vivo. Cada pulsación es como cada trago de agua teniendo sed. Sed de vida. Sed de ti.


lunes, 13 de julio de 2015

Secretos.


Te desnudas;
puedes sentir que cada centímetro de tu piel se congela con suavidad y sutileza. Estás fría. Estás en ningún sitio. No estás estando. Y es raro, tan raro como sentir que alguien te está mirando pero sin querer mirar. 

Respiras;
te has mirado miles de veces pero sientes que esta vez es diferente. Ahora no eres capaz de mirarte. Hablas pero no recuerdas qué dices. Escuchas pero sólo oyes murmullos que retumban en tu cabeza una y otra vez. Sigues respirando. Ahora alguien más ha visto tus secretos y probablemente te hayan recorrido con la mirada una y otra vez mientras tú estabas intentando no estar estando, o estando sin estar.

No existe más valentía que la de desnudarse ante alguien... y desnudarse no tiene que significar quitarse algo sino mostrar lo que nadie ha visto. Mostrar un secreto. Dejarlo libre y volverlo a guardar: primer paso, dejarlo libre y no guardarlo nunca más: segundo. Mostrar un sentimiento oculto, darle sonido con tu voz. Darle forma, hacerlo real. 

¿Y qué es lo que hay detrás de toda esta ropa que llevamos?
Historias, caricias infinitas, caídas finitas y kilómetros y kilómetros de piel para recorrer con las yemas de los dedos, para sentir y notar, para conocer y conocerte.
¿Y qué es lo que hay detrás de toda esta mente?
Secretos. Solo secretos.

martes, 7 de julio de 2015

La inexistencia de la libertad.





Definamos libertad como realizar algo por tu propia voluntad y asumir las consecuencias del mismo. Alguien es libre de ir a trabajar o no, pero si no va no tendrá dinero... ¿es  entonces plenamente libre?
"En otras palabras, aquello que permite a alguien decidir si quiere hacer algo o no, lo hace libre, pero también responsable de sus actos en la medida en que comprenda las consecuencias de ellos."

Y después de esa frase he llegado a una conclusión. Soy libre y a la vez no lo soy. No es libertad si algo es una necesidad, si algo te controla. Añadamos otro término: 
¿Libertad o coacción? Nadie pone una pistola en la cabeza a nadie y dice "¡como lo hagas, te mato!" (o sí), pero para mí hay cosas que son más poderosas que ese hecho.

Me pregunto si alguien se ha sentido libre alguna vez en su vida, pues solo al nacer nos están limitando, no elegimos nacer, no elegimos el momento ni elegimos en qué condiciones. Pero nacer es un regalo.
La libertad como concepto genérico juega a tener entretenida a la gente, curioso es que todo el mundo la busque pero ¿cómo es posible encontrar algo que no existe?

Si hablamos de personas con algún tipo de trastorno diré que son menos libres aún que los que no lo son. Presos de su propia persona. Y si todos somos presos de una vida y a parte tienes algo en ti que no está bien, ya tienes una doble carga difícil de desprender. Te encadenan al mundo y luego tiran la llave. Ahora... vive y di "soy libre". Podríamos decir que su "libertad" está más limitada que la de los demás en el momento en el cual ya no pueden hacer cosas que todo el mundo hace sin que haya unas consecuencias diferentes, consecuencias que se asumen pero que no se superan.

En cualquier caso siempre podremos ir a alguna parte, gritar e incluso sentir por un instante qué es ser libre. Tras ese ínfimo momento, tendrás que volver a la realidad donde te esperan los problemas, te espera la gente, la supervivencia... te espera tu vida, buena, mala o regular.

"...Hay miles de personas, corporaciones y grupos dedicados a regalar miedo para luego vendernos seguridad, a cambio naturalmente de que les cedamos nuestra libertad." (Esteve, 2010)



lunes, 6 de julio de 2015

Odio etiquetar sentimientos.




Me pregunto qué definición puede ser la exacta si hablamos de estar enamorado. ¿Quién fue el loco que dio nombre a un sentimiento tan inmenso e intenso?

Qué falta de respeto hacia Cupido hacer algo así, seguro que se enfadaría si existiera.. pues algo así no se puede definir tan solo se puede sentir. Es curioso que la definición de "enamorado" según la RAE sea, simplemente:

1. adj. Que tiene amor. 

El mundo está lleno de gente, gente que afirma estar enamorada, gente que según la RAE, tiene amor hacia otra persona. Luego están los otros, estos ni siquiera pueden definirlo porque quizá un sentimiento tan profundo no se pueda definir y "simplemente se sabe". ¿Cuántas veces habré escuchado esa frase a lo largo de mi vida? 
- Cuando estés enamorada lo sabrás.

A menudo pienso si yo sabría definir algo así, incluso si lo he sentido... pues creo que cada individuo tiene una determinada forma de percibirlo. Entonces, llegados a puntos tan inciertos pero tan reales como respirar, solo me queda exponer mi forma de concebir quizá uno de los sentimientos más fuertes del mundo.

Mirar a esa persona y poder sumergirte en su mundo. Comenzar a darte cuenta de que tiene una manchita de otro color característica en el iris izquierdo y que es como admirar una obra de arte, porque para ti ciertamente lo es. ¿Y qué si me llaman loca por poder pasarme horas y horas así?
Abrazar y sentir seguridad, resulta que reconocerías las manos que te rodean y ese olor en cualquier parte del mundo. No tener miedo de nada, ni siquiera de llorar, algo que nos aterra hacer delante de alguien. Y aunque caer pueda estar entre los planes de un futuro incierto... siempre tienes una mano a la que agarrarte así como una mano que dar. 

Y hablar, y escuchar, y mientras haces eso acariciar y dejar que te acaricien. Te das cuenta de que, joder, una sonrisa puede llenarte tanto el alma que cabe la posibilidad de que no necesites mucho más para sentirte bien. Resulta que puedes tener una segunda casa, su corazón. Una segunda almohada, su pecho. Un segundo edredón, su abrazo.

Lo que no sabe la gente es que el amor es como las plantas, que hay que regarlo todos los días. Tampoco saben que querer no implica estar juntos siempre. Querer es también estar separados y mirar a un punto en común. Hay que entender eso, entenderlo muy bien. 
Estar enamorado también implica discutir. En cierta medida es bueno... pero en cierta medida. Si no, no existirían las reconciliaciones... ¿y qué sería del mundo sin ellas? 

Nunca me ha gustado decir que he estado o estoy enamorada de alguien. No me gusta poner etiqueta a miles de pequeñas cosas que me hacen sentir. Y la gente se empeña en etiquetar todo... pero para algunas cosas no tendrían que existir etiquetas, no deberían. Si me preguntas ¿estás o has estado enamorada? no sabré contestar con un sí o no, de hecho ni contestaré. Dame un papel y te mostraré mis sentimientos.

Es importante saber que una pareja siempre tendrá que hacer tu vida más fácil y no lo contrario. Es necesario recordar que lo que en realidad compartes es tu mundo y no tu cárcel, ni la suya, compartes tu felicidad, comparte su felicidad, acto de generosidad mutuo.

No sé qué palabra define qué es lo que he sentido o sentiré, pero siempre estará escrito, eso seguro. Aplicado a todo en esta vida.

Verba volant scripta manent.




jueves, 2 de julio de 2015

La Navaja de Ockham



Nos empeñamos en lo complicado y complicado no necesariamente es mejor. Nuestra cabeza puede dar vueltas y vueltas sin parar por una situación que hemos vivido a la que nadie, excepto tú, le da importancia. Eso te puede llegar a consumir, acabar con tu energía poco a poco donde más tarde entrarás en una fase que se acerca al estado catatónico de un jodido zombie comecerebros.

Es necesario admirar la elegancia de la simpleza. Lo simple es, en muchas ocasiones, lo que más llega... Pues de qué sirve complicarnos más la vida, si ya se nos complica por sí sola. ¿Dejaremos de practicar el masoquismo con nuestra propia mente?

La belleza de lo simple. La facilidad o "felicidad" del camino de lo sencillo. No me suele gustar lo complicado aunque siempre caiga en la misma espiral de perdición. La espiral de perdición que se transforma en obsesión, que no cesa, que es infinita... donde no puedes atrapar a tus pensamientos porque van más deprisa que tú.

Lo sencillo nos asusta y rebuscamos, rascamos, arañamos hasta hacer sangrar la mente, porque lo complicado nos parece lo más sensato, lo más correcto, lo que tiene que ser.
¿Y si esa pregunta de examen que consideras fácil, no tiene un doble sentido?
¿Y si ese "adiós" en vez de "chao", no es más que otra forma de despedirse?
¿Y si ese WhatsApp en leído, puede ser un despiste, o un "ahora no puedo contestar."?
¿No es más simple pensar de esta forma y no crear heridas en la mente y el corazón?

En igualdad de condiciones, la solución más sencilla es probablemente la más correcta, al menos si no se demuestra lo contrario.
"Entia non sunt multiplicanda praeter necessitatem."



Cuantísimo me falta y faltará por aprender. 




Para un científico loco.





jueves, 25 de junio de 2015

Horrible advertencia o referencia.




Me gustan los niños y me gustan los adolescentes.
Me parece el periodo más interesante de toda nuestra vida. Una época que te define como persona. Una época tan sensible como compleja. Época importante y efímera, como todo, que deja poso, que deja restos, que a veces duele y a veces no, que te hace fuerte o que te hace débil o fuerte y débil al mismo tiempo. Por eso quiero poder ayudar a elegir y cambiar pensamientos, influenciar y hacer ver el buen camino que algún día espero encontrar, si no nada de esto tendrá sentido.


Yo misma me pongo las barreras y me fuerzo a ser como alguien que no le cuesta hablar, porque me encantaría ser alguien así. Las grandes masas me agobian y es curioso porque igual debería no haber tomado esta decisión y debería haberme encerrado en mi habitación a seguir mirando al techo. Sin embargo creo y solo creo, que si soy capaz de hablar con la gente, pasar tiempo con adolescentes o simplemente personas, enseñarles y ser su punto de apoyo, eso me hará sentir bien. Tan bien que pueda aferrarme a eso, encontrando así mi máxima: la utilidad.


Vivo empeñada en el hecho de servir para el mundo y del mismo modo, vivo empeñada en pensar que no soy quién. A veces en un mundo, a veces en el otro y a veces en el medio, donde me atropellan. No me gusta pensar en un futuro, es incierto e inexistente pero la experiencia me dice que, inevitablemente, me seguirán atropellando y seguiré paseándome entre mundos. De esta forma puedo llegar a ser o no llegar a ser. En cualquier caso siempre quedará lo que quise, pudiendo ser una referencia o una horrible advertencia.

martes, 23 de junio de 2015

¿Egoísmo?





Se supone que alguien te tendría que dar la vida partiendo de un acto de generosidad. Se supone que dar la vida no es un juego. 
Generosidad... dos personas hacen que "aparezcas" siendo conscientesyresponsables de tal decisión. 


Lo cierto es que nadie pregunta. Naces y ya está. Creces y ya está. Después, te das cuenta de todas las atrocidades que mueven el mundo. Que sólo te hace falta salir a la calle para darte cuenta de qué manera funciona. Dinero, empresas, política, guerras, muerte, sangre seguido de puntos suspensivos pertenecientes a una lista infinita. 
Te das cuenta, también, de que si alguien puede pisarte, lo hará, y que si puede escupirte mientras lo hace, también lo hará si de eso obtiene un beneficio propio.

Beneficio, beneficio, beneficio, beneficio, dinero, dinero, dinero, pobreza, pobreza, beneficio, pobreza, dinero, pobreza, beneficio...

Los idiotas que están en la cima, injustamente viven. Las personas que no lo están, lamentablemente sobreviven. Estamos en el jodido holocausto del egoísmo, de la hipocresía, de las mentiras y atrocidades. A grandes rasgos, estamos en el jodido holocausto de la vida. 

Entonces llegas a un punto donde tu vida está más o menos encaminada dentro de todo este follón apocalíptico sin saber cómo, ni cuándo, ni por qué... pero ya es tarde, tienes que sobrevivir. Buscarás un sitio tranquilo. Construirás una valla. Te colocarás ahí mismo junto a tus principios y junto a la gente que está en tu vida. Después lo intentarás y actuando de la forma que consideres correcta, se nutrirá tu trocito de tierra, te nutrirás tú, tus principios y nutrirás a tu gente. Sin embargo, los idiotas seguirán siendo idiotas y el mundo seguirá siendo injusto.

Los que viven no están dispuestos a sacrificar nada. Las otras personas están demasiado ocupadas sobreviviendo. Los que viven se alimentan del miedo y los supervivientes son productores de él. El mundo como empresa. La empresa de las personas con miedo. ¿Hay algo más rentable?

Y si piensas que no quieres formar parte de todo eso, todo el mundo te preguntará por qué... ¡y se extrañarán!
Qué paradoja eso de nacer sin que te pregunten y después no poder rendirte. 
¡Cobarde, tienes que cuidar tu trocito de tierra! 
Así todo irá mejor... al menos en tu entorno. AL MENOS EN TU ENTORNO.
AL.
MENOS.
EN.
TU.
ENTORNO.

¿Hablamos de egoísmo?

jueves, 18 de junio de 2015

La melodía del silencio.






El silencio me susurró una vez más en ambos oídos. Me susurró el pitido que produce el no escuchar nada, me susurró los latidos de mi corazón y el sonido de las teclas, como una melodía en el piano.

Mi amado silencio. No sé que haría sin ti. Cuán útil eres en mi vida en situaciones donde es mejor callar, pues una mirada en medio del silencio no es comparable con ninguna palabra. La mirada se clava en el alma profundo, el no-silencio te distrae para que no observes y el silencio te conduce a un sin fin de sensaciones producidas desde lo más profundo de tus sentimientos.


Y a mi... a mi que me gusta pensar y sentir, admiro lo que el silencio puede producir. Quizá lo que necesite el de en frente es tan solo tu silencio. Tu silencio y tu presencia. Tu silencio y tu mirada. Tu silencio y tu caricia...

El silencio produce respeto, el silencio es, en esencia, eso que necesito para la relajación profunda desde donde parten mis sueños y por tanto, mi vida.

Quien me invite a un buen silencio ganará hasta el firmamento. Silencio acompañado de estrellas y de brisa, de amor y piel de gallina. El silencio como sonido es en su plenitud mi sonido favorito, con el que más siento, con el que más hago sentir, el sonido del silencio dice tantas cosas que ni un millón de palabras podrían describirlo en su totalidad. 


El silencio no tiene por qué ser la ausencia de sonido. Silencio es saber escuchar y saber escucharte. Dejar fluir todos los sentimientos que te componen. El silencio te hará estar contigo y conectar con los demás, intercambiar miradas cuando no hacen falta palabras, intercambiar te quieros que se acumulan en la garganta incapaces de salir.

Y...¿por qué se cree necesario decir algo en algún momento cuando una mirada o un gesto puede ser lo más verdadero? Yo prefiero el silencio. Mi querido silencio... el que nunca me abandona, el que siempre está. El que siempre es sincero.

Muchas veces el silencio es una gran respuesta. La llamada "melodía del silencio".

viernes, 12 de junio de 2015

Sinapsis entre almas.




Tan abstracto pero a la vez tan real.

¿Qué es el alma?
Alma es una palabra que viene del latín anima, y se refiere a una entidad inmaterial que poseen todos los seres vivos.

Partiendo de esa base, el alma es esa esencia, eso que hace especial y esencial, eso que hace que fijes tu mirada, conectar de tal forma que casi es posible ver chispazos. Y esto es importante, es decir, ¿hay algo más bonito que el verte atraído por la mente de una persona?

De repente sientes esa magia, la afinidad de dos almas. La energía que eso es capaz de producir es mejor que cualquier atracción, porque sentir esa conexión va más allá, mucho más allá, y se pierde, claro que se pierde, pero a la vez está en todas partes. Porque la inteligencia perdura y el cuerpo se muere. Se muere.

¿Es el cuerpo una cárcel para el alma? no, no lo es, van por separado. He podido experimentar cómo mi alma ha conectado con otra, lo he sentido y nada tiene que ver con una atracción física per se... tiene que ver con el interés que produce la profundidad de un organismo infinito. Como las hojas del otoño en un día de viento, como volar, como soñar.

Pasar en silencio horas o hablar todos los días de tu vida, sentir que la gravedad empieza a cambiar, ahora no estás pegado al suelo, estás pegado a algo así como al cielo. 

Seguiremos topándonos con gente que no lo entienda, afortunadamente habrá gente que sí lo sienta. Que todos somos alma y muchas no son conscientes de que a veces reír, abrazar, acariciar, es también hacer el amor... si las almas sinaptan.



Fdo.: Una almista.